عن معاذ بن أنس -رضي الله عنه- مرفوعًا: «مَنْ أَكَلَ طَعَامًا، فقال: الحمدُ للهِ الذي أَطْعَمَنِي هَذَا، وَرَزَقْنِيهِ مِنْ غَيرِ حَوْلٍ مِنِّي وَلَا قُوَّةٍ، غُفِرَ له ما تَقَدَّمَ مِنْ ذَنْبِهِ».
[حسن.] - [رواه أبو داود والترمذي وابن ماجه وأحمد.]
المزيــد ...

De Muádh Ibn Anás, Al-lah esté complacido con él, que dijo el Mensajero de Al-lah, Él le bendiga y le dé paz, dijo: “A aquel que, cuando termine de comer, diga: ‘Al hamdulillah alladhí atamaní hadha, wa razaqaníhi min gairi haulin minní wa la quwatin’ (Las alabanzas son para Al-lah que me ha dado esta comida. Y me ha dado su provisión sin que yo haya hecho mérito alguno) le serán perdonadas sus faltas anteriores”.
Hadiz aceptable (Hasan) - Registrado por Ibn Mayah

La Explicación

El ser humano, cuando haya comido, debe alabar a Al-lah, Alabado y Ensalzado sea, y decir: “Al hamdulillah alladhí atamaní hadha, wa razaqaníhi min gairi haulin minní wa la quwatin” (Las alabanzas son para Al-lah que me ha dado esta comida. Y me ha dado su provisión sin que yo haya hecho mérito alguno). Aquí hace referencia a las dos formas de obtener el alimento. El fuerte puede reunir sus víveres, mientras que al débil le es imposible. Con esta mención (dikr) deja claro que la obtención del alimento solo se da por gracia de Al-lah, Ensalzado sea. Nadie excepto Él, Alabado sea, puede intervenir en esta acción.

La Traducción: Inglés Francés Turco Urdu Indonesio Bosnio Ruso Bengalí Chino Persa Traducción India Uigur Kurdo Hausa portugués
Mostrar las Traducciones