عن عبد الله بن عمر -رضي الله عنهما- "أَنَّ رسُول الله -صلَّى الله عليه وسلَّم- كَانَ يَخرُجُ مِنْ طَرِيقِ الشَّجَرَةِ، وَيَدْخُلُ مِنْ طَرِيقِ الْمُعَرَّس، وَإِذَا دَخَلَ مَكَّةَ دَخَلَ مِنَ الثَنِيَّةِ العُلْيَا، وَيَخْرُجُ مِنَ الثَنِيَّةِ السُّفْلَى".
[صحيح.] - [متفق عليه.]
المزيــد ...

De Abdullah Ibn Úmar, Al-lah esté complacido con ambos, "que el Mensajero de Al-lah, Él le bendiga y le dé paz, solía salir de Medina por el camino del árbol y entrar por el de Al Muarras. Y si entraba a La Meca lo hacía por la parte alta de la ciudad y, al salir hacia Medina, lo hacía por la parte baja".

La Explicación

Este hadiz de Abdullah Ibn Úmar, Al-lah esté complacido con ambos, versa sobre la preferencia por tomar caminos diferentes cuando se acuda y se regrese de la oración de las dos festividades (del fin del ayuno y del sacrificio) o de la del viernes, entre otros actos de adoración. El significado de “caminos diferentes” es que el musulmán en su camino de vuelta de ese acto de adoración debe tomar una vía diferente a la que ya tomó en la ida. Por ejemplo, si a la ida tomó el camino de la derecha, en la vuelta debería tomar el camino de la izquierda. Esta sunna del Mensajero de Al-lah, Él le bendiga y le dé paz, ha quedado probada en las dos festividades del Islam (del fin del ayuno y del sacrificio), como ha narrado Yabir, Al-lah esté complacido con él: el Mensajero de Al-lah, Él le bendiga y le dé paz, solía tomar caminos diferentes en su ida y vuelta de la oración del Eid (del fin del ayuno y del sacrificio), al igual que el hadiz que aquí nos ocupa. Los ulemas han dado diversas razones acerca de los motivos de cambiar de camino. Las más extendidas son: 1. Para que los dos caminos sean testigos de su acto el Día del Juicio, dado que la tierra presentará su testimonio el Día del Juicio respecto de todos los actos que se han realizado sobre ella, tanto buenos como malos. Por ello, si toma un camino diferente en la ida y en la vuelta, los dos caminos sean testigos el Día del Juicio de que ha realizado la oración del Eid. 2. Para exhibir el rito de la celebración del Eid. De modo que si las calles y los zocos se llenan de transeúntes, se podrá exhibir el ritual y el ambiente de festividad. Además, el rezo del Eid es uno de los rituales imprescindibles en la práctica de la religión. La prueba de ellos es que a los fieles se les ordena a salir a las afueras para realizar la oración en un lugar abierto y diferente de la mezquita, para así mostrar el ritual de la festividad y exhibirlo. 3. Cambió de camino para poder ayudar a más pobres y necesitados, dado que en camino podría haber unas personas necesitadas a las que podría dar limosna y, si toma un camino diferente, podría haber otras personas igualmente necesitadas. De este modo ayudaría a más gente. No obstante, la razón más probable, y sólo Al-lah lo sabe, es: para exhibir la importancia de ese rito hay que ir y volver de él por todos los caminos posibles. Sin embargo, en la Peregrinación, como viene citado en este hadiz, el Mensajero de Al-lah, Él le bendiga y le dé paz, tomó un camino diferente al entrar en Meca, haciéndolo por la parte alta de la ciudad, y salió de vuelta hacia Medina por la parte baja. Es lo mismo que hacía en su camino hacia el monte Arafat. Los ulemas tienen opiniones diversas al respecto de los motivos: ¿acaso el Mensajero de Al-lah, Él le bendiga y le dé paz, lo hizo por motivos de adoración o porque es más fácil entrar y salir por esos caminos? Puesto que era más fácil entrar por la parte alta de La Meca y salir por la parte baja de la ciudad. Así, algunos ulemas dicen que es más fácil entrar por la parte alta de La Meca y salir por la parte baja si se realiza la Peregrinación y que tomar caminos diferentes a la hora de subir el monte de Arafat es una sunna profética. Otros ulemas, sin embargo, dicen que es en función del camino, por lo que el musulmán debe tomar el camino que le sea más fácil, ya sea por arriba o por abajo. De todos modos, si el musulmán que vaya a realizar la Peregrinación mayor o menor le es posible entrar a La Meca por la parte alta y salir por la parte baja, siempre será mejor. De tal forma que si se trata de un acto de adoración, lo habrá cumplido, y si no lo fuera, no hay mal en haberlo hecho. Si no fuese posible realizar ese camino, como ocurre en nuestros días, el musulmán no está obligado a hacerlo, ya que las vías se han establecido en una sola dirección, y el musulmán no puede desacatar las normas impuestas por la autoridad en este asunto. Además de que la situación de hoy es muy favorable, Alabado sea Al-lah.

La Traducción: Inglés Francés Turco Urdu Indonesio Bosnio Ruso Bengalí Chino Persa
Mostrar la Traducción